ENTREVISTA A LLUÏSA VALLDAURA

Lluïsa Valldaura es uno de los rostros más habituales de la televisión. Puede que de primeras no os deis cuenta, porque no presenta un programa en prime time ni protagoniza (aún) una serie de éxito, pero lo cierto es que la veis a diario en pequeñas mini-pelis de tarde: como ejecutiva en una reunión de una empresa de gominolas, como una mujer de la Toscana a la que un hombre le declara su amor con una pizza diminuta, en una cena romántica preparada por Roberto Leal… y como la paciente que asegura que solo hay una persona que la haga reír más que su marido, su dentista. Este anuncio, que tantas suspicacias ha levantado entre sus espectadores, quizás sea el más conocido de entre los numerosos que ha protagonizado. Pero su carrera no se limita a los espacios publicitarios, también hace cine, teatro, coaching actoral…

  • Oral B, Haribo, Piccolini, Sabritas junto a Neymar, La Gula del Norte con Roberto Leal… ¿Cómo se llega a ser una actriz de referencia dentro del campo de la publicidad?

La verdad  es que llegué a este mundo de una manera bastante casual-accidental. Mis padres nos apuntaron a una agencia de publicidad a mi hermana y a mí cuando éramos pequeñas después de ver un anuncio en el periódico en el que se buscaban niños para hacer spots publicitarios, mis padres decidieron apuntarnos para hacer un poco la gracia. Después de llevarnos al primer casting a las dos, tanto mi hermana como mi madre dijeron que eso de hacer esperas eternas con tanta gente era una locura y que no iba con ellas todo eso, y en cambio yo fue allí, con mis 6 añitos, donde empecé a enamorarme de todo ese mundo sin saber que se convertiría más adelante en mi verdadera vocación.

  • A nivel actoral, ¿qué tienen de diferente los rodajes de anuncios en comparación con el teatro o el cine?

Depende mucho de cada rodaje , mucha veces te encuentras con directores que también dirigen  cine y tratan de hacer mini-películas de ese spot publicitario, queriendo contar una historia detrás de ese anuncio para que no se quede en un mero producto que se publicita, y para eso la mayoría de las veces quieren trabajar con actores.

Podríamos decir que en la publicidad se busca más lo “superficialmente vendible” para que el producto sea más atractivo y en el cine se trabaja con más profundidad. Pero repito, depende mucho, porque  cada rodaje es un mundo.

  • En la publicidad, ¿los directores dan pautas a los actores? ¿Os ponen en antecedentes? Es decir, ¿tienen (y tenéis) presente la historia que se quiere contar? Como por ejemplo, la declaración de amor que Marcelo te hace a través de un niño en La Toscana en el anuncio de Piccolini.

Pues me remito un poco a la pregunta anterior, depende mucho del rodaje, del producto y del director. Hay rodajes en los que sí se quiere contar una historia y detrás de eso hay un trabajo tanto de dirección por parte del director como de propuesta escénica por parte del actor.

Pero sí que es verdad que muchas veces hacer publicidad está un poco mal visto entre la profesión, pero yo que llevo desde los 6 años en este mundillo puedo decir que me he encontrado profesionales impresionantes en estos rodajes de los cuales he aprendido muchísimo.

Marcelo, el pizzero de La Toscana.
  • ¿Cuál ha sido el anuncio en cuyo rodaje mejor te lo has pasado?

Ufff, detrás de cada rodaje hay mil historias que contar y que recordar. Pero dos de los que recuerdo con especial cariño son el de Oral B, donde conocí al que al día de hoy es uno de mis mejores amigos, Jano Sanvicente; él es una de esas personas maravillosas llenas de luz que aparecen en tu vida para quedarse y con la que puedo contar siempre, 24-7.

Y el otro fue el de  La Gula del Norte donde conocí a Roberto Leal. ¡Qué descubrimiento de persona! Qué ser más maravilloso, divertido y cercano.  Es un profesional como la copa de un pino que te hace fácil y ameno jornadas de rodaje que a veces se hacen eternas. ¡Qué hartura a reír nos pegamos!. 

Roberto Leal y Lluïsa en el anuncio de La Gula del Norte.
  • Sabes que, a raíz del anuncio de Oral B, en el que visitas a un dentista asegurando que te hace reír más que tu marido, se ha especulado mucho sobre si tu personaje tiene un affair con el odontólogo. ¿Qué opinas tú? ¿Hay atracción dentista-paciente? ¿Es tu marido Marcelo, pizzero de la Toscana?

(Risas) Madre mía, podría contar 30 mil historias y anécdotas a raíz del famoso anuncio de Oral B que rodé hace ya 5 años. Nunca pensé que un anuncio pudiese dar para tanta “telenovela” (risas). Me han llegado tantos videos, memes, montajes y cosas relacionadas con ese anuncio, que a pesar de que algunos eran un poco de mal gusto, prefiero quedarme con la mayoría que me han hecho reír y mucho.

¿Con Marcelo el pizzero? Jamás coincidimos en el rodaje… una pena, me lo hubiese llevado conmigo a mi dentista de confianza… jajajaj

  • Cuéntanos, ¿en qué más proyectos estás involucrada?

Pues ahora mismo estoy compaginando varios proyectos de manera simultánea. Acabo de terminar  una obra de teatro llamada Veteranas con la que he disfrutado como una enana. He tenido el placer de compartir escenario con una gran actriz y amiga Nerea Camps, y hemos sido dirigidas por Luis de Sannta al que admiramos enormemente. Se trata de un texto maravilloso  de Carlos Zamarriego,  que seguramente volvamos a programar el año que viene.

Haber hecho este proyecto de la mano de estas maravillosas personas ha sido para mí un aprendizaje precioso repleto de momentos inolvidables . Sobre todo teniendo en cuenta  en los momentos y condiciones en la que los actores nos encontramos actualmente.

Sigo con mis castings de publicidad y de cositas de ficción. Ahora con el tema del Covid tenemos que hacer los castings mediante selftape (grabárselo uno mismo). Y ni tan mal oye, me he montado mi mini-estudio en casa y esto de no tener que desplazarse y tener que esperar en los platos de castings tiene su parte buena, aunque se extraña la figura del director    para que te guíe  en  el casting.

Y a parte de la actuación , he emprendido otros proyectos que me están permitiendo disfrutar de  otras  facetas mías, hasta el momento no me sentía con la seguridad de llevarlas a cabo de una manera “seria” , como son el Coach actoral , la dirección de casting y  la organización/ decoración  de interiores. Sí, sé que esta última no tiene nada que ver  con este mundillo , pero desde pequeña tengo un pequeño Toc,. Me relaja y fascina ordenar y decorar sitios. Puedo decir que unos de mis mayores hobbies de pequeña era ir a casa de mis amigas y ordenarles sus armarios… con eso lo digo TODO….(risas)

Cartel de la obra de teatro «Veteranas»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *